martes, 28 de julio de 2009

Radiografía Digital


Con las técnicas radiográficas convencionales, el tiempo para poder interpretar la imagen radiográfica hace que el dentista deba cambiar de guantes o hacer otra actividad mientras la radiografía es revelada, fijada, lavada y secada. Al regresar con el paciente, el dentista debe lavar sus manos colocar nuevos guantes y reorientar su tratamiento clínico.
La inmediatez para observar la imagen radiográfica es una ventaja clínica importante en muchos procedimientos dentales. Es especialmente importante en endodoncia, cirugía de implantes, evaluación de ajustes protésicos, colocación de postes intrarradiculares, cirugía maxilofacial, educación del paciente y muchas otras situaciones.
Dentro de esta técnica podemos encontrar las siguientes ventajas:

◦Posibilidad de mejorar las imágenes radiográficas.
La radiografía digital permite al dentista cambiar el contraste (hacerlo más oscuro o claro), aumentar el tamaño, colocar porciones de color para subrayar o sobreponer textos o imágenes. Facilitan la detección de patologías y permiten la educación y aclaración con el paciente. Aunque esta ventaja mejora la interpretación, ha facilitado el fraude con imágenes manipuladas con computadora, por lo que no tienen valor jurídico.

◦Archivo efectivo de radiografías.
Encontrar radiografías en una base de datos computarizada es fácil debido a la naturaleza altamente organizada de los sistemas informáticos. Si los expedientes se vuelven voluminosos por múltiples radiografías y hojas de registro, es sorprendente lo pequeño que resultan los archivos digitalizados. Es mucho más fácil extraviar una radiografía periapical que un archivo del que también se pueden sacar copias y respaldos.

◦Comunicación con otros profesionales de la odontologia.
Actualmente una de las ventajas de la radiografía digital es la posibilidad de mandar imágenes radiográficas rápidamente, por correo electrónico o incorporándolas a páginas web.

◦Menor radiación.
La reducción de radiación con los sistemas digitales puede ser hasta de un 70 u 80% por lo que permite múltiples exposiciones que podrían preocupar por la exposición a radiación en radiografías convencionales tanto para el paciente como para el dentista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada